jueves, 17 de febrero de 2005

El precio justo

Motivado por uno de los comentarios en el post "Por el lomo sin verduras", escribo esto. Y si no se hado dado cuenta todavía la vida es una tragedia. Pero primero, el principio...

Lo fatal (Rubén Darío) para Carolina

Dichoso el árbol que es apenas sensitivo,
y más la piedra dura porque ésa ya no siente,
pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo,
ni mayor pesadumbre que la vida consciente.
Ser y no saber nada y ser sin rumbo cierto,
y el temor de haber sido y un futuro terror...
Y el espanto seguro de estar mañana muerto,
y sufrir por la vida y por la sombra y por
lo que no conocemos y apenas sospechamos,
y la carne que tienta con sus frescos racimos,
y la tumba que aguarda con sus fúnebres ramos,
y no saber adónde vamos,
ni de dónde venimos...

De todos los dolores que nos presta la vida, quizás sea el desamor uno de los más preferibles. Si pudiéramos canjear la muerte de las personas que queremos por el abandono de la mujer que amamos, probablemente muchos eligiríamos que otra ingrata nos deje.

Sin embargo, esto no hace menos doloroso nuestro pesar ni menos trágica la vida. El alma no acepta trueques, señores. El sufrimiento de nuestros amigos es también un golpe en nuestro transcurrir. Y no podemos conformarnos con pensar en que "hay otros que sufren más" o que "ya pasará". Por más que en una lucha contra el desamor, el amor venza.

Dos pistas más:

1) Detrás del disfraz de Batman aparece Bruce Wayne.

2) Extracto de las "Instrucciones para abrir el paquete de jabón Sunlight"
"[...] aprovecharé para confesarle que suelo elegir a mis amigos entre la gente triste. Y no vaya a creer el ama de casa Sunlight que nuestras reuniones consisten en charlas lacrimógenas. Nada de eso: concurrimos a bailongos atorrantes, amanecemos en lugares desconocidos, cantamos canciones puercas, nos enamoramos de mujeres desvergonzadas que revolean el escote y hacemos sonar los timbres de las casas para luego darnos a la fuga. Los muchachos tristes nos reímos mucho, le aseguro. Pero eso sí: a veces, mientras corremos entre carcajadas, perseguidos por las víctimas de nuestras ingeniosas bromas, necesitamos ver un gesto sombrío y fraternal en el amigo que marcha a nuestro lado. Es el gesto noble que lo salva a uno para siempre. Es el gesto que significa "atención, muchachos, que no he olvidado nada."

8 comentarios:

No hay lugar para mi y mi ego y vos pedis permiso dijo...

Brillante. Y acuerdo con ello, aunque considere que el hombre araña es mucho mas superheroe que Superman. Precisamente por el factor humano.

Y además recordemos que la felicidad no existe sin lo trágico. Una vida absolutamente feliz y otra absolutamente trágica serían, cada una, irreconocible como tal por el propio individuo... No serían vida después de todo, ¿no?

Tux Maniac dijo...

Me levanté a leer tu comentario. Sospechaba que tendrías algo para opinar, aunque realmente me impactó a quién hiciste referencia.

En la tragedia o el dolor constante, el mínimo descanso ya parece ser una cuota de felicidad. Como dice un escritor ya largamente citado "en el infierno, todas las noticias son buenas".

Anoche encontré una inyección de morfina en mi mesa de noche y, esta mañana, un disfraz de Batman muy planchado en mi placard. Me da cosa arrugarlo.

Creo que tendré que salir disfrazado de Software Engineer.

No hay lugar para mi y mi ego y vos pedis permiso dijo...

Estoy presintiendo que tanto el amor como el dolor tienen un mejor marketing. Y es solo eso: marketing. Como Microsoft.

Justo hoy me compre el Peter Pan, el libro, cuyo nombre original es Peter and Wendy, con la intencion de leerlo... alguno de estos dias. Me venia en el bondi y lei la biografia del autor, James M. Barrie. Esta llena de eventos tragicos, llenas de amor y dolor, como la de cualquier otra biliografia de cualquier otro autor escrita en las tres primeras paginas del libro. Vieron que cuando uno termina de leer estas tres paginas uno piensa cosas como "que barbaridad la vida de este tipo", "las cosas que paso", "que tragedia", etc. etc.... COME ON, PEOPLE!! son solo tres pagninas!, casi cualquier vida puesta en tres paginas y con el suficiente marketing melodramatico es fantasticamente tragica...

Sin embargo, lo mas llamativo es que cuando termine de leer la biliografia de Barrie el unico pensamiento que me vino a la cabeza fue "Este tipo fue feliz". Un tiempo atras me ocurrio lo mismo con las tres paginas de Chejov.

agp dijo...

Me gusto lo k escribiste de Ruben Dario.. esta muy bueno.. je!
Bueno no voy a comentar nada sobre el tema del desamor ni lo tragico de la vida.. bastante ya tengo con vivirlo para estar comentando sobre eso.. :)
Y si, es verdad todos te dicen eso de k si no sufris no vas a saber apreciar la felicidad.. Pero a mi no me basta eso..no me gusta sufrir kiero solo felicidad ..:(
Asik voy a seguir mi vida maldiciendo a todo lo k me haga sufrir y pidiendo un poco mas de felicidad en cada dia ...:p

Ahh.. Aclaro por las dudas no es k este HECHA bosta...Ni nada de eso..me gusta mi vida y soy feliz a pesar de las cosas triste.. Todo lo bueno y malo k vivis te ayuda a formar la persona k sos ahora, te ayuda a crecer y a saber como reaccionar a lo k seguiras viviendo..:)

No hay lugar para mi y mi ego y vos pedis permiso dijo...

agp, miralo de esta manera, si fueras feliz todo el tiempo simplemente no podrías darte cuenta que lo sos porque no tenés un punto de comparación. No existiría para vos el lugar de referencia: No te darías cuenta de que estás feliz. Para saber que sos feliz necesitás momentos de tristeza. No es extraño de que el propietario de esta página y yo elijamos el corazón roto como dolor de preferencia por sobre la muerte de un ser querido, aún cuando la intensidad del dolor de corazón roto es, muy probablemente, mucho más fuerte. Una rotura de corazón evidencia la felicidad perdida y la esperanza de una nueva en el futuro. La muerte no es cíclica: en el mejor de los casos sólo podemos recordar con felicidad lo perdido, pero no hay esperanza de recuperarlo en el futuro.

Tux Maniac dijo...

Señor del Ego, hay algo en su comentario que me confunde: "el propietario de esta página y yo". ¿Acaso son dos personas distintas? ¿O estamos frente a un claro cuadro esquizoide y anda disociado? ¿O es que simplemente le pifió en algo?

Byron decía que el recuerdo de una dicha pasada es triste, mientras que el recuerdo de un pesar sigue siendo pesaroso. ¿Cómo entonces no preferir el desamor? Si ante la muerte no podemos hacer nada y es lo único seguro que nos aguarda. Para todo lo demás, uno puede guardar una esperanza humilde y pensar en volver.

No hay lugar para mi y mi ego y vos pedis permiso dijo...

Escribí el comentario ayer a la noche, a la vuelta de un cumpleaños, feliz de haberme reencotrado con una amiga que no veía hace 4 años. Hoy, ya sobrio, no puedo volver a encotrar el sentido que creí ponerle a la ubicación del link.

Kick off the Dog dijo...

Me gusto mucho lo que transcribiste tuxmaniac, y tengo experiencia para escribir en este post.
Es cierto lo de que "ya va a pasar" no es la solución, y lo de compararse con el sufrimiento de otros, siempre agradezco a dios por haberme dados lo que considero indispensable, un cuerpo funcional (completo, mis brazos, piernas, etc) que todo mi sistema funcione como así los periféricos, en el mejor sentido de mi oración, y saber que puedo disfrutar de todo lo que la vida nos da, el olor de las flores, el color de los atardeceres, el sonido de las vos mas dulce, el de nuestra madre.
He compartido tristeza de amigos que han perdido a seres queridos cercanos, padre, madre, hermanos, etc, y creo que esa es una de las grande tragedias que te puede poner la vida.
Un amor, incondicional de una persona del sexo opuesto, es algo lindo, y cuando uno esta subido en esa nueve de que "todo esta bien", es el mejor de los alucinógenos, pero cuando se acaba, es cuando vienen los efectos secundarios, y lo pero de todo, es que nos damos cuenta de nuestra dependencia por esa droga. También es cierto, que por ahí preferiría que esa persona que ame, y se fue, estubiera muerta, suena fuerte, pero es mejor extrañarla y saber que no esta, a que caminar por lugares buscando ver si tropiezo con ella, en vez de disfrutar del paisaje, no se vive, se esta esperando que algo sea, cuando ya no tiene sentido de existir. Uno muere, y va por la vida como un cuerpo sin alma, alma que es la esencia de cada individuo. También es cierto que no se puede ser feliz sin haber sido infeliz antes, porque no se sabría que es serlo, sin sufrir, no sabría si lo que me pasa es felicidad o solo un momento alegre.
Felicidad, palabra complicada de definir o sentir, pero la vida te premia con ella, aunque sea solo una vez.
Para tener en cuenta: siempre se puede ser feliz, solo se debe saber que necesita uno para serlo, mucho, poco, demasiado, cuanto queremos arriesgar, y cuanto queremos perder.